Playa Elafonisi una popular playa de arenas rosadas

Acá conocerás todo sobre la playa Elafonisi. Un hermoso lugar lleno de aguas cristalinas, arenas blancas y suaves. Un sitio turístico que ofrece destacado paraíso, donde sus lugareños y vacacionistas pueden llegar a disfrutar de sus nobleza y naturaleza.

Playa Elafonisi

¿Dónde queda la Playa Elafonisi?

La playa Elafonisi se encuentra en cierta medida lejos de las principales comunidades urbanas de la isla. Una de estas principales comunidades urbanas es la magnífica Chania, la más cercana al área de la orilla del mar y está a unos 75 km de distancia. En la localidad de Creta, muy cerca de Grecia.

¿Por qué visitar esta playa?

La península de Elafonisi se encuentra a la playa Elafonisi. Con increíbles mareas de color turquesa, es concebible caminar hasta ella. La sensación es como estar en una isla diferente, tranquila en los meses menos turísticos. En el caso de que esté buscando un lugar más tranquilo, incluso donde ensayar el nudismo.

Le sugerimos que se presente en esta isla y pasee por los lugares cercanos a la playa Elafonisi, hasta que descubra su lado de protección. El Parque Nacional, una zona segura cargada de lomas y arena rosada por corales, espléndidas estrellas de mar, y donde viven las tortugas Caretta entre otras.

En Elafonisi es completamente ilegal evacuar plantas, alterar criaturas o sacar arena de la orilla del mar. Sus cálidas y tranquilas aguas crean un ambiente prácticamente tropical. ¡Incluso te sorprenderán los pececillos que te muerden los pies con delicadeza! Además, en determinadas zonas el agua no supera el metro por dentro y por fuera.

Por lo que es un lugar ideal para los niños. En la orilla de este estanque de mareas, no en el islote, es el lugar donde se concentra el mayor número de individuos, por lo que veremos una escena de sombrillas, duchas, socorristas y un bar. Cerca de la playa Elafonisi, hay un territorio enorme para detenerse.

Clima

La atmósfera de la playa Elafonisi es mediterránea con divergencias entre el norte, más pegajosa que el sur debido a la menor incidencia de rayos solares, inclinados ocultos hacia el norte y brillantes hacia el sur. La zona occidental, pendiente de barlovento, es además más húmeda que la oriental.

El estado alargado de la isla es de 265 kilómetros de longitud, provoca una deficiencia de agua en la zona oriental, que se encuentra a favor del viento por las brisas del oeste. Entregando un clima favorable en la playa Elafonisi.

Flora y fauna 

Es habitual en el ambiente mediterráneo, aunque profundamente corrompido por la actividad humana. Entre la vegetación arbórea se encuentran el ciprés y el castaño; en el monte, el correr del molino perfumado las plantas de la atmósfera: salvia, tomillo y orégano. También están presentes enebros, aulagas, adelfas y pinos calabreses (Pinus brutia).

Así como arces cretenses (Acer sempervirens), madroños (Arbutus unedo) y plátanos (Platanus orientalis). Entre los tipos de plantas interesantes de Creta, también se puede destacar la palmera datilera de Creta Phoenix theophrasti, cuya población más significativa se encuentra en el palmeral de Vai.

Frente a las aguas de la playa Elafonisi, en la parte oriental de la isla, que se considera el bosque de palmeras más característico de Europa. En épocas antiguas se la denominó  la isla de los olivos, por la enorme expansión de estos árboles y su desarrollo.

¿A qué debe sus arenas rosadas?

En la playa Elafonisi  la arena tiene su tonalidad rosa, marca por la que se ha hecho mundialmente conocida, se debe a la desintegración de corales y conchas de seres vivos marinos. En cualquier caso, podrás encontrar esa explosión de matices que encuentras cuando buscas fotos en Internet.

El tono de rosa se calma, más cercano al coral. Además, su poder dependerá de la hora del día y de la luz con la que el sol golpee de forma constante. Además, eso no disminuye su excelencia en ningún tramo de la imaginación. Puede eliminar todas las configuraciones de diferencia avanzadas que necesita, este lugar aún es extraordinario.

Creta

Creta es en realidad una isla, y la más grande de Grecia. Según los registros es el quinto arrecife  más grande ubicado en el mar Mediterráneo. Hasta principios del siglo XX también se le conocía con el nombre de Candía, topónimo que deriva del latín candidus (blanco) y que le aplicaban los marineros y cargadores italianos de la Edad Media.

Tiene una zona de 8.300 km2, un litoral de 1.040 kilómetros de largo y una población de alrededor de 620.000 ocupantes. Su capital es Heraklion. Creta fue una vez en el pasado el punto focal del progreso minoico (2700-1420 a. C.), que se cree que es quizás el progreso humano más establecido registrado en Europa.

Historia 

Creta se remonta  a tiempos antiguos, a pesar de su área geológica y buen ambiente, los principales pioneros de Creta no aparecieron hasta el Neolítico, apareciendo en dos olas increíbles. La etnia colonizadora no se identifica con ninguno de los flujos increíbles, siendo delegados mediterráneos.

Como los individuos que poblaban las costas cercanas de Asia Menor o las islas vecinas de las Cícladas, cuyos ocupantes avanzaron durante bastante tiempo a un ritmo como el de los cretenses. Sea como fuere, en los terceros mil años antes de Cristo, a partir de ahora en la Edad del Cobre.

Edad Antigua

Diosa de las serpientes, Museo Arqueológico de Heraklion, Creta, caja de mano de obra minoica alrededor del 1600 a. C. Lo más trascendental es la presencia del avance humano minoico, uno de los primeros en aparecer en Europa y uno de los desarrollos prehelénicos junto con el posterior progreso micénico.

Durante el avance humano minoico, donde hubo algunas etapas y puntos altos y bajos, Creta llegó a su maravilla más extrema, con la mejor explosión en los siglos XVI y XV antes de Cristo. Durante este tiempo, en Creta se formó una dictadura que alcanzó la península de Grecia, el Mar Egeo, las costas de Asia Menor y zonas cercanas, por ejemplo, Sicilia.

Durante este tiempo, los contactos con Egipto, previamente existentes, fueron significativos. Sea como fuere, hacia finales del siglo XV a. C., la isla soportó el ataque de los aqueos, que habían construido un progreso en el territorio de Grecia, principalmente en el Peloponeso, no sin sólidos impactos cretenses.

Con la extensión de los intrusos, los cretenses renunciaron a los castillos. También se está considerando la posibilidad de que una colonización de cretenses exiliados en las orillas del sur de Canaán fue el punto de partida de los filisteos (Peleset), que aparecen en la Biblia y de cuyo nombre proviene el nombre del lugar Palestina.

Fundación de comunidades

Estos filisteos establecieron algunas comunidades urbanas en la costa cananea del sur: Gaza, Asdod, Ecrón, Ascalón y Gat. La decadencia de Creta, que comenzó con la autoridad aquea, se destacó en el siglo XI a. C. C. con la intrusión de los dorios, transportadores de hierro. La isla se convirtió en una pieza más del mundo griego, sin creatividad y separada en áreas urbanas rivales.

De hecho, incluso en ocasiones tradicionales (siglo V a. C.) tuvo una antigüedad específica, como lo demuestran las Leyes de Gortina, una de las áreas urbanas que data de las ocasiones minoicas. Durante este período, Creta no participó en los increíbles enfrentamientos bélicos, ni en las Guerras Médicas, 3 ni en la Guerra del Peloponeso.

Donde solo un par de toxofilitas cretenses llegaron como mercenarios. Vencida por Alejandro Magno, a su paso Creta apreció una autonomía específica de otros reinos helenísticos cercanos, pero después del descenso helenístico la isla quedó en posesión de corsarios del lugar de nacimiento siciliano.

Lo que hizo que los romanos la superaran en el 67 a. C. C., en una campaña contada por Cecilio Metelo, y lo incluyó como territorio romano. Tras la división del Imperio Romano en 395, quedó en posesión del Imperio Romano de Oriente o Imperio Bizantino, lo que le dio cierta pertinencia a la isla, dada su situación clave para el control del Mar Egeo.

Playa Elafonisi

Tiempos medievales

Permaneció en posesión del Imperio Bizantino, en el que asumió un trabajo clave cuando comenzaron las victorias musulmanas en el siglo VII. Al cabo de dos siglos, en (826), cayó en la intensidad de una aglomeración de musulmanes andaluces, que establecieron la base arriostrada de Jandak (Candía), desde la que irritaron a los bizantinos.

Parece que los musulmanes andaluces, fueron los cordobeses que, a causa de la turba en la zona rural, fueron desterrados a Alejandría y allí descubrieron cómo conviértete en jefes de la ciudad. En él, Abd Allah ben Tahir apareció, como se describe a lo largo de toda la existencia de la línea abasí, en los tiempos del califa Al-Mamún ben Al-Rashid.

Quien los expulsó de Alejandría y los trasladó a Creta en 826. Los individuos de Córdoba desarrollaron la isla, anunciaron a uno de su propio señor y equiparon hasta cuarenta barcos con los que asaltaron las islas cercanas, cercanas a Constantinopla. Entraron en las islas, tomaron prisioneros, sin que el Emperador de Constantinopla tuviera opción de adelantarse.

El principio musulmán continuó hasta 961, cuando el emperador Nicéforo Focas reconquistó la isla, introduciendo un período de armonía y estabilidad que apoyó el giro financiero de los acontecimientos. En el momento en que Bizancio cayó bajo el control de los cruzados en 1204.

Ocasión con la que comenzó el supuesto Imperio Latino, la isla fue cedida a Bonifacio de Montferrato, quien de inmediato la ofreció a Venecia, lo que la convirtió en el propósito vital clave de sus inclinaciones en el Mediterráneo Oriental y lo reclamó hasta mediados del siglo XVII.

Playa Elafonisi

Características 

La isla de Creta está situada en el Mar Mediterráneo oriental, en el extremo sur del Mar Egeo y no muy distante de la costa de Egipto. Tiene alturas sobre el nivel del océano cercano a los 2.500 metros en el Monte Ida (2.460 metros) y en Léfka. Óri o Montañas Blancas (2452 metros en el monte Pachnes).

Con una elevación normal de más de 200 metros sobre una gran parte de su superficie. Su alivio está moldeado en gran medida por el movimiento sísmico, responsable de sus 1.040 kilómetros de costa de púas y sus campos divididos. Su arroyo más significativo es la Mesara. Entre sus bahías destacan la Mira bello (Mirampéllou), la Chanión (Khanión) y las calas de Mesara y Almyroú.

Es notable que en la playa Elafonisi y en sus alrededores pueda apreciar de rasgos naturales únicos que le dan un verdadero valor turístico. Un hermoso paraíso que podrá apreciar en el siguiente vídeo y podrá disfrutar de unas hermosas vacaciones.

Sin duda nuestro planeta ofrece una gran variedad de hermosos paisajes, por lo que le invitamos a ingresar a los siguientes enlaces y conocer otros lugares.

 

(Visited 8 times, 1 visits today)
Categorías Playas