Conoce el Lago San Roque y su Dique en Argentina

Actualizado En

El Lago San Roque es un embalse conformado por la presencia de un dique o represa dentro del departamento Punilla, que pertenece a la Provincia de Córdoba en la República Argentina. Te invitamos a descubrir toda la información importante sobre este cuerpo de agua, referente a su historia, características, contaminación y muchos otros aspectos que te pueden interesar, no te lo pierdas.

Lago San Roque

Historia y construcción del Dique de San Roque

La historia del Lago San Roque se inicia prácticamente desde el año 1884, cuando dos ingenieros identificados como Cassaffousth y Dumesnil, presentaron al gobierno una serie de planos y proyectos originales, con la finalidad de crear un sistema de irrigación de los altos de la ciudad de Córdoba.

Para la realización del proyecto se necesitaron estudios de reconocimiento geográfico del Río Suquía, especialmente a nivel de su cuenca. Este río también conocido como Primero, pertenece a la cuenca endorreica del centro de Argentina y es uno de los principales dentro de la Provincia de Córdoba.

El mencionado río se tomó en consideración con la finalidad de crear un sistema que permitiera solucionar el problema de abastecimiento de agua para esta provincia; lo cual se basó en la construcción de dos canales para realizar la irrigación, donde además se aprovecharía la energía hidroeléctrica provista por todo el sistema.

La información dada al gobierno contenía todos los detalles relativos a la forma en que sería elaborado el muro del dique, al igual que su exacta ubicación, además de otros detalles adicionales como su altura y la capacidad que tendría este embalse.

Lago San Roque

Pero desde su inicio, la obra se encontró envuelta en una serie de conflictos tanto de orden político como económico y social. Puesto que muchos conservadores, progresistas, liberales y hasta clericales, manifestaron su interés sobre esta construcción, bien fuera un éxito o un fracaso al final.

Incluso se contaba con personalidades a nivel internacional que seguían de cerca los avances de la gigantesca obra de ingeniería, especialmente Alexandre Gustave Eiffel, ingeniero civil francés, amigo de los ingenieros a cargo de este proyecto; pero también quien fuera el inventor del Cemento Portland, el británico Joseph Aspdin.

A propósito de ello, este cemento fue empleado durante la segunda construcción realizada al dique o represa, pues unos cincuenta años más tarde los ingenieros identificados como Volpi Suárez y Ballester, ofrecieron una solución al problema de edificación de esta estructura, agregándole un segundo paredón, pero esto solo fue una prueba más de que el estudio realizado por los primeros ingenieros estaba muy bien fundamentado desde el principio.

Ahora, a más de cien años del inicio y construcción del Lago San Roque con su Dique, se sigue generando una serie de controversias, pues en la actualidad el poder legislativo de la Provincia de Córdoba, ha aprobado un proyecto de Ley con la finalidad de hacer justicia a los ingenieros Cassaffousth y Massé, mentores de la represa y con ello reivindicar su nombre. Todos estos antecedentes pueden generar algunos cambios, especialmente en el nombre del lago o de su represa.

¿Cómo surge la idea del Dique? 

Los primeros pobladores de la región donde actualmente está la ciudad de Córdoba, escogieron para su asentamiento el margen de un curso de agua que fue llamado en aquel entonces río Suquía, para el año 1573, con la presencia del conquistador Jerónimo Luis de Cabrera.

Este lugar era ideal para fundar la ciudad de Córdoba de la Nueva Andalucía; gracias a que en él se contaba con agua y tierras fértiles para el cultivo y la cría de ganado, pero no estaba protegido a la hora de un ataque, aunque los aborígenes de esta zona eran pacíficos y no representaban peligro para la colonia española.

Se fundó entonces la ciudad en donde actualmente se encuentra el barrio Yapeyú, que pertenece a la Provincia de Corrientes. Su población comienza con rápido crecimiento e importancia, pero siempre a ambos lados del río. Y es cuando inicia el problema, pues debido a las temporadas de lluvias, el río crecía en caudal y comenzó a arrasar todo lo que se encontraba a su paso.

Los habitantes comienzan entonces a concentrarse en las partes más altas; pero esto representó algunas dificultades para ellos, tanto para mantener la comunicación con ambos márgenes del río, como para suministrarles agua a los habitantes del sector alto, la cual era de vital importancia para mantener la cría del ganado y los cultivos en estas zonas.

Lago San Roque

Es en ese momento cuando se asocian los dos ingenieros que hemos conocido como Carlos Dumesnil y el Dr. Bialet Massé. Corría el tiempo entre los años 1884 y 1886 y esto ingenieros plantearon la necesidad de construir un dique bajo el nombre de Mal Paso, en una zona cercana a La Calera, todo ello bajo lo mirada del ingeniero Cassaffousth.

Esta era una prueba piloto que se realizaba empleando cales, que más tarde serían los elementos para la edificación del Dique San Roque. Se comenta que Dumesnil, nunca cobró sus honorarios y se retiró con destino a Francia, por lo que Cassaffousth quedó a cargo, quien sería el principal responsable de esta construcción, asociándose más tarde con Massé.

Pero durante el año 1598, a pesar de que se habían realizado reparaciones y muros, las corrientes del río ocasionaron estragos en la ciudad de Córdoba, lo cual fue mucho más grave para el año 1623 y de nuevo durante el año 1639 y así sucesivamente hasta que en el año 1671, el arroyo conocido como La Cañada, también se involucró en el problema.

Entonces se decide construir un muro de cal y canto, que aún en la actualidad se aprecia en la unión de las calles Belgrano y Bvd. San Juan. Esto es el comienzo prácticamente del embalsado natural, que representa al lago San Roque. Tanto el Dique Mal Paso como el Dique San Roque, constituyen las primeras obras de ingeniería hidráulica dentro de Argentina, bajo el mandato del Gobernador Eleazar Garzón. Curiosamente el 8 de septiembre de 1891, se inauguran ambos diques.

Lago San Roque

Etapas de construcción

La creación del Dique de San Roque estuvo estrechamente ligada con la construcción del dique Mal Paso, ya que fue diseñado por uno de los creadores de esta represa y empleándose el mismo tipo de materiales. Lo cual también fue favorecido, pues las experiencias de uno permitieron realizar oportunas correcciones en el otro , que era precisamente el Dique del Lago de San Roque.

La construcción del dique en el Lago San Roque se basó en una serie de pasos históricos, desde la presentación de los proyectos e incluyendo todos los acontecimientos siguientes, que llevaron hasta su construcción final, los que vamos a considerar en los próximos párrafos.

Antecedentes 

Una serie de eventos se fueron suscitando, mostrando con ello las dificultades que eran vividas por la ciudad de Córdoba, debido a que las aguas del río no podían ser controladas durante la temporada de lluvias. Dichos acontecimientos son los que consideramos a continuación:

  • En 1734 y luego de una gran sequía, la región de Córdoba fue afectada por la crecida del río Cosquín, y toda el agua se estancó en el Valle de San Roque.
  • Nace en la mente de Bialet Massé, la idea de construir un dique en este lugar; algo que muchos historiadores consideran que ya había sido vislumbrado por el poeta de origen cordobés Luis José de Tejeda y Guzmán, fallecido para la fecha.
  • En 1827 se enfrenta otra gran crecida y el agua de nuevo se embalsa de manera natural en la entrada de la Quebrada de San Roque. Pero esta vez, la fuerza del agua arrastró grandes rocas que cerraron el paso del líquido en esta quebrada.
  • En 1831 Don Pedro Lucas Cabanillas, dueño de la estancia Santa Leocadia, voló con pólvora las piedras, pues las aguas estaban destrozando los campos de su estancia.

Lago San Roque

Presentación del Proyecto 

Todas las consecuencias y estragos ocasionados por el desbordamiento del río Cosquín, además de las consecuencias del estancamiento de las aguas en los campos, trajeron la necesidad de buscar soluciones alternativas, para lo cual se siguieron algunos pasos:

  • En 1878, se encuentra al gobierno Antonio del Viso y junto con el Dr. Miguel Juárez Celman, buscan impulsar la construcción del dique para que con ello Córdoba captará la atención de los inmigrantes y se colocarla en una posición privilegiada dentro del país.
  • En 1880, Juárez Celman es el gobernador de Córdoba escucha las propuestas de Eugenio Dumesnil, para darle a la ciudad agua corriente que pudiera cubrir todas sus necesidades.
  • En 1883, Juan Bialet Massé comienza a ser concejal de Córdoba y adquiere tierras en el Valle de Punilla, en la región noroeste del valle de San Roque, donde se ubicaba la estancia La Zulema, importante por poseer una cantera de piedra caliza, con un área de 33 hectáreas.
  • Massé comienza a realizar experimentos con esta cal y descubre que se endurece fuertemente en presencia del agua.
  • En 1884, se realizaba la asociación de los Ingenieros Dumesnil y Cassaffousth, con la finalidad de presentar al gobierno el proyecto del Sistema de Riego de los Altos de la Ciudad de Córdoba.

Inicia la Construcción 

Una vez presentado y aprobado el proyecto, se inicia la construcción del dique a cargo de los ingenieros Massé y Cassaffousth:

  • El proyecto incluía dos canales de riego a cada lado de la ciudad, alimentados por el dique de Mal Paso en La Calera, que en la actualidad se llama Dumesnil; también se contempló un embalse para las aguas del Valle de San Roque, con un murallón realizado con piedra y cales hidráulicas provenientes de los terrenos de Massé.
  • En 1886 tienen lugar varios conflictos políticos, económicos y sociales, donde Massé termina asociándose a Cassaffousth; pero la construcción de esta primera estructura del dique era considerada como insegura y rodeada de otra serie de dificultades, que fueron obstáculos para su culminación, no obstante logra construirse por completo.
  • En 1888 es finalizada la obra, se cierran las compuertas y comienza el llenado del dique, lo que por otro lado representaba la muerte de un valle productivo conocido como Quisquisacate o también San Roque. Pero era el inicio de Córdoba una como ciudad progresista.
  • En 1892 llega un momento alarmante, donde toda la policía del estado toca las puertas de los moradores de la ciudad, gritando se viene”; lo que representaba que la estructura del dique había cedido y toda la masa de agua arrasaría con la ciudad. Todos huyen hasta las zonas altas, pero todo fue una mentira, una farsa alarma que había sido promovida por políticos como Pellegrini y Julio Roca, en contra de los seguidores del Juarismo.

Lago San Roque

Cuestionamiento de la Seguridad del Dique 

Todo el alboroto realizado tenía tintes políticos, económicos y sociales; lo que llevó a que fuera sometido a un estudio, con la finalidad de establecer si en realidad su estructura estaba realizada de una manera segura:

  • Se realizan evaluaciones de la obra presente en el Dique San Roque a cargo del Ingeniero Federico Stavelius, quien da su informe al gobierno de aquel entonces a cargo del Dr. Manuel Pizarro, que resumidamente dice: “El dique presenta 90 puntos de filtraciones, y una gran grieta de lado a lado, y su reparación, tendría un costo de $400.000”.
  • Stavelius no logra demostrar sus afirmaciones, a pesar de uno de sus asistentes golpea el muro del dique, esto no le ocasionaba el menor daño, ni se visualizan las grietas que el ingeniero había indicado previamente.
  • Toda esta controversia termina ocasionando el procesamiento por defraudación y estafa de los constructores del dique Massé y Cassaffousth, además de que se suspende el pedido económico para su reparación. Los ingenieros, aún sin pruebas confiables, son condenados a la cárcel, e incluso desde allí financiaron las reparaciones del dique con un costo de $5.000.
  • Ambos ingenieros luego de un año de cárcel fueron puestos en libertad, ya que se consideró que todo fue parte de una maniobra política, renunciando al día siguiente el presidente Pizarro a su cargo.

Lago San Roque

Se termina el Dique de San Roque 

El dique finalmente es dado por terminado, luego de ser sometido a una segunda construcción sin que se cambiara nada a la estructura anterior, que se mantenía firme y fuerte, tal como y originalmente fue edificada:

  • En 1944, se llega a la finalización del actual paredón que conforma el Dique de San Roque, realizado a 150 metros aguas abajo. Con respecto al primer dique, se mantuvo incólume durante 64 años, demostrando que su construcción había sido exitosa a pesar de todas las críticas.
  • Este segundo paredón es de mayor altura y su cota máxima se encuentra por encima del anterior con 651 metros sobre el nivel del mar.
  • La ciudad de Córdoba cuenta con un Lago y dique identificado como San Roque, que ha resistido incluso durante el año 1955 a un sismo de 6.9 en la Escala de Richter, que sacudió a toda la ciudad

Todos estos acontecimientos que se vivieron en Córdoba fueron los que tuvo que enfrentar la población para poder contar finalmente con un dique, que les permite disfrutar de un adecuado suministro de agua, tener producción de energía hidroeléctrica y sentirse seguros de que su ciudad no se volverá a inundar.

Es importante considerar también que el descubrimientos de la cales de agua realizado por Massé, sirvió de base para dar origen a la primera Fábrica de Cales en la República Argentina; que en la actualidad quedó como testigo mudo en las orillas de la ruta Nacional 38 y cabe añadir, que dentro de sus hornos tipo Teil, se elaboró la cal que sirvió para la construcción del primer Dique de San Roque.

Características del Lago San Roque

El Lago San Roque no es como otros cuerpos de agua que nacen de forma natural; se trata de un embalse, construido por la necesidad de contener las aguas excesivas de los ríos y otros cursos que inundaban la región durante la época de lluvias, devastando el territorio a su paso, pero que en la actualidad es un hermoso atractivo turístico para la ciudad de Córdoba. Contando con los siguientes aspectos que le son característicos:

  • El Lago San Roque o como también se le conoce Dique de San Roque, es un represa que se encuentra en el Departamento Punilla, formando parte de la Provincia de Córdoba dentro de Argentina.
  • Es un embalse en cuyas orillas se han desarrollado varios centros urbanísticos importantes, como son: Villa Parque Siquiman, Villa Santa Cruz del Lago, San Roque y la Villa Carlos Paz.
  • En lo que respecta a la estructura de la represa, esta fue construida a base de concreto que está asentado sobre paredes, donde se aprecia que tiene mayor altura que tamaño en su base. Fue realizada con una curvatura doble, pero no está provista de contrafuertes.
  • La capacidad del Dique es de 201 hm³ de agua, alcanzando a cubrir un área de 16 kilómetros cuadrados.
  • Es un dique que fue construido dos veces, la primera construcción tuvo lugar entre los años 1880 y 1890, a base de piedra, cal hidráulica y arena; provisto de contrafuertes, con la finalidad de evitar las inundaciones y además proveer el agua necesaria para la ciudad de Córdoba, aprovechando también la energía hidroeléctrica generada.
  • La segunda construcción del dique se realiza entre los años 1939 y 1944, con piedra, arena y cemento portland, con el que se logra formar una masa pétrea resistente y duradera.
  • El dique cuenta en la actualidad con una altura de 45 metros, un ancho de coronación de 5 metros, para una longitud de 145 metros y una cota de cauce de 608 metros.
  • Es utilizado para el abastecimiento de agua, riego de cultivos, generación de energía hidroeléctrica y control hídrico, con la finalidad de evitar las inundaciones, especialmente en San Roque que es su población más cercana.
  • Es un interesante punto turístico en la región, aunque sus aguas presentan un enriquecimiento excesivo de nutrientes, lo que se está tratando de controlar, mientras tanto es ideal para los deportes acuáticos como el Yachting, la pesca, el Windsurf, o simplemente para tener un lindo momento de esparcimiento.

Clima 

El clima en el lago San Roque se presenta con veranos muy calientes y mojados; pero con inviernos frescos y generalmente nublados. Su temperatura es variable y generalmente oscila según la época del año en la que se encuentre entre 3 °C y 37 °C.

Considerándose que a criterio de sus visitantes, la mejor época del año para visitar el Lago San Roque es en su tiempo cálido, desde principios de marzo hasta mediados del mes de mayo; de igual manera entre los meses de Septiembre hasta finales del mes de noviembre.

Su época más calurosa se presenta entre noviembre y marzo, donde la temperatura llega hasta unos 32 °C y en raras ocasiones puede estar incluso en los 37 °C; pero para las temporadas frescas, se puede tener una temperatura de 10 °C y raramente llegar a 3 °C, aunque se ha dado en algunas ocasiones. Esta temporada fresca se presenta entre los meses de mayo a agosto.

Las lluvias son frecuentes entre los meses de abril a septiembre; y en lo que respecta a su humedad, predomina especialmente entre los meses de Octubre a Mayo, presentándose de manera opresiva o insoportable, la mayor parte del tiempo.

Los vientos son variables con las estaciones del año, manifestándose con mayor intensidad entre los meses de Julio a Noviembre, presentándose a una velocidad de 14,1 kilómetros por hora, pero se reducen durante los meses de Noviembre a Julio, con una velocidad de 12,3 kilómetros por hora.

Costanera 

La región Costanera se encuentra dentro de un ambiente lleno de frescura, con la presencia de buena vegetación y ubicada en las cercanías del Lago San Roque, desde donde además se pueden apreciar hermosas vistas de la Sierra y todo el entorno.

Durante el recorrido por la zona Costanera se presenta primero el río San Antonio, luego del cual se puede encontrar al Lago dando vida a la Villa Carlos Paz, que ha sido convertida en un espacio dedicado a las actividades lacustres y donde se ofrecen paseos para todos los habitantes y visitantes de la ciudad.

En esta región Costanera se observan amplios sectores de verde, provistos de césped, palmeras y árboles. Donde se encuentra además el Puerto de San Antonio, que cuenta con áreas para la práctica de actividades deportivas. Este lugar es visitado especialmente para realizar disciplinas acuáticas como el Kitesurf, que es uno de los deportes veraniegos de moda.

El Kitesurf se trata de un deporte extremo, mediante el cual una persona se desliza sobre el agua, gracias al arrastre de una cometa de tracción; para ello cuenta con un arnés sujeto a su cuerpo y se monta sobre una tabla, para comenzar a desplazarse sobre las olas, realizando prodigiosas maniobras y volteretas en el aire de estilo libre; es conocido también como Kiteboarding o flysurfing.

Desde la Costanera se observa el paso de catamaranes con pasajeros, al igual que muchas lanchas; lo que es otro de los atractivos turísticos con que cuenta el lago. En esta región además se encuentran hoteles y clubes náuticos e incluso balnearios como el conocido Bahía del Gitano.

La Costanera del Lago San Roque es muy hermosa, cuenta con gran cantidad de miradores sobre la playa y es un lugar donde las personas acuden a patinar, montar en bicicleta, pasear en moto o simplemente a pie; durante las noches todo es iluminado por farolas, que convierten todo el ambiente en un escenario romántico, con brisa fresca y caminerías provistas de bancos, ideales para sentarse a contemplar las estrellas.

En esta área identificada como la costanera también se encuentra la carretera conocida como Cien Curvas, debido a que el lago San Roque tiene costas irregulares, a las que se le ha añadido una ruta asfaltada, mediante la cual se puede dar la vuelta al lago, a pesar de estar llena de sinuosidades.

A todos los que desean conocer el Lago San Roque y especialmente si cuentan con un medio de transporte, se les recomienda realizar el Circuito del lago, un paseo que se realiza completamente alrededor del mismo, con salida desde la Avenida San Martín en sentido Noreste y luego de pasar por debajo del puente hacia la Villa Carlos Paz, se debe seguir rumbo a la Avenida J.S. Bach.

Una vez en este lugar, se llega a Costa Azul y es cuando comienza el zigzagueante camino al que hicimos referencia anteriormente, el cual lleva precisamente al Dique San Roque.

Flora y Fauna en la región del Lago 

El Lago San Roque se encuentra rodeado por lomas, principalmente a su oeste donde está la Villa Carlos Paz, también por un cordón representado por las Sierras Chicas, donde existen alturas de hasta 1.200 metros sobre el nivel del mar, lo que es observado al este del lago.

En todo este entorno existe gran variedad de flora autóctona con especies representativas de algarrobo blanco y negro, helechos, romerito, coco, sombra de toro, espinillo, barba de chivo, palo amarillo, sauce criollo, garabato, entre muchos otras.

Por otro lado, en sus zonas serranas se pueden encontrar unas hierbas naturales muy aromáticas y que son empleadas medicinalmente, las cuales son denominadas como Yuyos.

Este tipo de flora cuenta con especies de Poleo, Peperina, Cola de Caballo, cambambú, Cahiyuyo, Carqueja, Yerba Buena, Manzanilla, Ruda, Romero, Salvia, Tomillo y otras tantas, que pueden ser vistas por todas aquellas personas que durante su visita al Lago San Roque, realizan un recorrido por estas áreas de sierra.

En cuanto a la fauna, se comenta que dentro de las aguas del lago se pueden encontrar especies como el bagre o la vieja de agua; pero en las regiones terrestres se aprecian lagartijas, yarará, coral, iguanas, comadrejas, zorros pequeños, gato montés, puma, hurón, nutrias, loros, urracas, martín pescador, golondrinas y una amplia variedad de aves pequeñas que suelen encontrarse sobrevolando el lugar.

De igual manera se cuenta en este lago con ejemplares de otras especies que son fácilmente observadas, como por ejemplo: Tero, Gallareta, Biguá, Pato Criollo, Lora Verde, Zorzal y algunas otras.

Por tal motivo es importante la conservación y mantenimiento de las aguas de Lago San Roque, ya que de ellas depende la subsistencia de muchas especies tanto de su flora, como de su fauna.

Para todos aquellos que buscan enamorarse de la naturaleza, el Lago San Roque y sus alrededores les brinda la oportunidad de hacerlo y además cuentan con la posibilidad de conocer el dique y apreciar toda su majestuosa construcción arquitectónica, que vivió muchas dificultades hasta que finalmente fue terminada.

Ríos que desembocan en el Lago

El cuerpo de agua del Lago San Roque es alimentado por el río Cosquín y el río San Antonio; además de algunos arroyos como Los Chorrillos y Las Mojarras, gracias a los cuales se mantiene en constante movimiento su caudal, que es contenido por parte del dique, para evitar las inundaciones en la región de Córdoba.

Río Cosquín

Es un río perteneciente al área del Valle de Punilla, dentro de la Provincia de Córdoba, que cuenta con una longitud de 13 kilómetros y una superficie de cuenca de unos 500 kilómetros cuadrados, con un caudal promedio de 16  m³/s, que tiene su nacimiento a 750 metros de altura sobre el nivel del mar.

Se considera que su recorrido es bastante corto y termina vertiendo sus aguas en el Lago San Roque, del cual es el mayor proveedor de fuente hídrica. Su recorrido lo realiza de norte a sur y a su paso toca las poblaciones de Cosquín, Santa María de Punilla, Villa Bustos, Villa Caeiro y Bialet Massé, luego de lo cual entra al lago.

Este río posee dos características resaltantes: una es que sus aguas son torrentosas y la otra que es de tipo endorreico, lo que quiere decir que no cuenta con salida fluvial a ningún océano.

Lago San Roque

Río San Antonio

El río San Antonio se encuentra formando parte del Valle de Punilla, en la Provincia de Córdoba, es de cuenca endorreica, sin salida fluvial a ningún océano y nace en la región de Sierras Grandes, que es un cordón montañoso que está presente de forma paralela con la Cordillera de los Andes.

Se trata de un río que es formado gracias a la participación de otros ríos que son sus afluentes, tales como el Malambo y el Icho Cruz, que vienen de las vertientes de la zona de Pampa de Achala.

Una vez que comienza el recorrido del río San Antonio, aumenta su caudal con los aportes del río El Cajón y continúa su recorrido atravesando toda la zona sur del Valle de Punilla. Este río se desplaza estando en contacto con poblaciones como: San Antonio de Arredondo, Icho Cruz, Mayu Sumaj, Tala Huasi y Cuesta Blanca.

Posteriormente, llega hasta Villa Carlos Paz y termina vertiendo sus aguas dentro del Lago de San Roque.

Actividades que se pueden realizar en el Lago San Roque

En el Lago San Roque se puede realizar una amplia variedad de actividades, que están asociadas a su cuerpo de agua y a muchas otras instalaciones que han sido creadas, para atraer el turismo. Con ello hacemos referencia a las ciudades aledañas, que aprovechando las bondades de este lago se han provisto de una serie de instalaciones para el disfrute de todos sus visitantes.

Comenzamos por mencionar que uno de los mayores atractivos sin lugar a dudas es viajar en catamarán o lancha, donde se puede apreciar la belleza del lugar, observando desde sus aguas toda la arquitectura de la ciudad. Estas embarcaciones se toman dentro de la Costanera del lago, donde además le ofrecen información a los turistas sobre cómo se formó el dique a través de la historia.

Otra de los elementos que resalta a la vista es el relieve del lugar, donde entre verdes se destaca la arquitectura de la Villa Carlos Paz, que es un asentamiento poblacional de la Provincia de Córdoba, que se localiza dentro del Valle de Punilla; muy cercano al área de este dique.

El recorrido realizado en el catamarán llega hasta el dique de contención, con la finalidad de que los turistas conozcan esta maravillosa obra de ingeniería, con la cual se pueden regar unas 40.000 hectáreas de cultivos. En la orilla del lado izquierdo se puede observar a la Villa del Lago, otro de los asentamientos poblacionales que cuenta con la construcción más antigua de la región, identificada como el Castillo del Dr. Zárate, de hace 85 años.

Todo el trayecto permite observar gran cantidad de centros destinados al entretenimiento y esparcimiento de pobladores y visitantes, como es El Club de Caza y Pesca; el Polideportivo; el Motonáutico de Córdoba, el Jockey club y el Club Náutico.

Asimismo se puede contemplar desde el centro del lago al Cerro de la Cruz, que está a 1.000 metros de altura sobre el nivel de mar, provisto de una cruz realizada con 15 metros de alto, en el año 1934.

Otro atractivo turístico es una especie de montaña rusa que se encuentra identificada como Montaña Mágica, presente en el lugar desde el año de 1983.

Llegando a la garganta del lago, que es su zona más profunda, se pueden contemplar el paredón del dique y el embudo que controla el mantenimiento del nivel de las aguas; algo que cautiva la atención de todos los visitantes y donde no se puede dejar escapar el momento para tomar una bella fotografía como recuerdo.

Este embudo vertedor destaca como uno de los mayores atractivos en el Dique, pues realiza las funciones de ajuste del nivel de las aguas del Lago San Roque para evitar las inundaciones, especialmente en favor de la Villa Carlos Paz.

Para que puedan tener una idea puntual de muchas de las actividades que se pueden realizar durante una visita a la región del Lago San Roque, les indicamos algunas alternativas para su consideración:

  • Pueden visitar la Villa Carlos Paz, al lado del dique, en donde se cuenta con instalaciones como el Complejo Peko´s, creado para brindar actividades de contacto con la naturaleza y educación.
  • No debe faltar la visita a la Costanera sobre el Lago San Roque, y menos aún realizar el recorrido del circuito alrededor de lago, pasando por la Cien Curvas.
  • También es indispensable un tour por todos los barrios que están en las sierras, ya que están provistos de una maravillosa geografía, rodeada por la inmensidad de este lago y constituyen la forma más directa de conocer la cultura de esta región.
  • Las noches son propicias para aprovechar el aire fresco y explorar las vidrieras de los centros comerciales, que son bastante completos y tienen atracciones para todos los gustos.
  • El Valle de Punilla es otro punto a destacar en la ruta para conocer el lago, ya que cuenta con varios miradores, que permiten contemplar este cuerpo de agua desde varios ángulos y obtener hermosas fotografías panorámicas del lugar.
  • El Parque Nacional Quebrada del Condorito, es el primero en Córdoba y nace para proteger su cuenca hídrica desde el año 1996, otro de los puntos de encuentro para todos los amantes de la naturaleza.

Existen muchos otros sitios que visitar y conocer cerca del lago San Roque, a los cuales les invitamos; pero como el lago es el centro de nuestro tema, les comentamos que entre las mejores actividades destacan los deportes náuticos, la pesca y el descanso de todos sus visitantes. Por todo lo expuesto hasta este momento les invitamos a que conozcan este importante dique, que puede ser aprovechado como una magnífica área de esparcimiento.

Valle de Quisquisacate

Con el nombre de Quisquisacate, se conocía a una antigua localidad de la Provincia de Córdoba, que para la fecha forma parte de su ciudad, localizada en la región oeste de la misma, precisamente en la avenida identificada como Ricardo Rojas.

Este nombre de Quisquisacate, significa “el lugar donde se unen dos ríos”, que es la confluencia de los conocidos hoy día como Cosquín y San Antonio, pero que eran antiguamente identificados como San Roque y San Juan respectivamente.

Los ríos dieron origen a un valle que se identificó como Quisquisacate, el cual se encontraba habitado en la antigüedad por las etnias representativas de los Comechingones, con tribus como los hênîa y los kâmîare durante el siglo XVI. Hasta la llegada de los conquistadores españoles, que los dominaron y comenzaron a crear una heterogénea diversidad cultural.

El valle era una tierra agrícola fértil, que se encontraba rodeada por varios cordones montañosos; pero en la actualidad está lleno de urbanismos, al este limita con las Sierras Chicas, al oeste está ocupado por centros urbanísticos como Villa Santa Cruz del Lago, Villa Parque Siquiman, Tanti, Cabalango, entre otras.

En el norte están las localidades de Santa María de Punilla, Cosquín, Bialet Massé y Molinari, etc. Al sur se presenta la Villa Carlos Paz, y un poco más allá se encuentra Cuesta Blanca, San Antonio de Arredondo, Mayu Sumaj, Icho Cruz, al igual que otras villas de menor tamaño.

El Valle de Quisquisacate, es un lugar que guarda recuerdos de hechos históricos muy importantes para la República Argentina; uno de ellos fue la conocida Batalla de San Roque, que tuvo lugar el día 22 de Abril del año 1829, donde se enfrentaron Juan Bautista Bustos, que era Brigadier, y el gobernador de Córdoba en aquel entonces General José María Paz, a quien le apodaban el Manco Paz, que triunfó y logró permanecer en su cargo hasta el año 1831.

Con el paso de los años, todo el lugar ocupado por el valle ha cambiado y algunos de sus históricos recuerdos quedaron inundados por las aguas del embalse. Un ejemplo de ello es la Capilla de San Roque, la cual quedó sumergida en las aguas del Lago San Roque.

Es por ello que estas aguas esconden innumerables tesoros históricos, como el primer casco de la Estancia Santa Leocadia, la que posteriormente dio origen a la ciudad o Villa Carlos Paz. Este primer casco, que era de singular belleza y que además estaba rodeado de plantaciones, quedó bajo las aguas del Lago San Roque en el año 1891, junto con la Capilla.

Capilla de San Roque 

Esta capilla se construyó durante el año 1668, por mandato del General Don Ignacio Salguero de Cabrera, dentro de la región del Valle de San Roque o conocido también como Quisquisacate.

Su estructura fue modificada en varias oportunidades, como en el siglo XVIII por el Dr Diego Salguero de Cabrera, donde además fue bautizada la primera beata argentina cuando era niña, llamada María del Tránsito Cabanillas, quien se convirtió en la fundadora de la Orden de las Terciarias Misioneras Franciscanas.

Anteriormente, se considera que la capilla se encontraba en la Estancia de San Roque, al oeste del Río Cosquín, pero con los años se deterioró completamente y para el 1860, fue reemplazada por otra estructura creada bajo la advocación de San Roque, erigida a cargo de Don Lucas Cabanillas a orillas del río Cosquín, pero en tierras de la Estancia de Santa Leocadia, donde para finales del año 1800, quedó completamente cubierta por las aguas del Lago.

Centrales Hidroeléctricas

Para el año de 1910, la Compañía General de Electricidad adquiere un edificio que pertenecía a la Compañía Molet de Carburo de Calcio, a orillas del río Suquía. Estos nuevos dueños convierten esta estructura en una central hidroeléctrica en la cual ponen en funcionamiento dos generadores Brown-Bovery, de origen Suizo.

Le incorporan además dos turbinas marca Escher Wyss, con lo cual se generaban 750 KW de potencia; todo esto se mantuvo hasta el año de 1959. Luego sale de funcionamiento por el nacimiento de la Central Hidroeléctrica San Roque.

Pero aparte de la Usina Hidroeléctrica Molet, que estaba a cargo de la compañía General de electricidad; también existió la Central Casa Bamba, que nace básicamente desde 1872, gracias a las ideas de Joseph Oulton, que observó las posibilidades hidroeléctricas de una angosta quebrada en la estancia San Roque.

Oulton planteó su idea al ingeniero Cassaffousth, que el director provincial de Riego para ese momento, quién de inmediato le ofrece su apoyo y permite la realización de la obra. Pero esta se detiene debido al juicio realizado a Cassaffousth y pasa a manos de Córdoba Light and Power Company, que pertenecía mayoritariamente a Theodore Vail.

La obra identificada como Usina Bamba comienza actividades en 1897, alcanzando a ser la primera central hidroeléctrica de Sudamérica. Aportaba unos 1.275 KW y para el año de 1901 tenía una potencia de 2,4 megavatios, pues se le incorporaron tres grupos de generadores.

Esta Usina Bamba trabajó desde el año 1911 hasta el año de 1964, cuando se inaugura la Central hidroeléctrica de San Roque.

Una tercera central también trabajó para el suministro de energía en la provincia, era denominada La Calera y fue creada en el año 1910, provista de cuatro turbinas marca Escher Wyss y también con generadores marca Dick Kerr de 60 Hz, para la producción de 4 Mw de potencia.

Esta central durante el año de 1953 comenzó a depender EPEC, una empresa estatal argentina de energía, que aún en la actualidad se mantiene en funcionamiento, contando con un trabajo ininterrumpido de más de 100 años. Muchos consideran que es prácticamente un museo viviente, que ante cualquier desperfecto, se puede poner en marcha en poco tiempo, por contar con un sistema bastante simple.

Central San Roque 

Es momento oportuno para conocer la Central San Roque, que nace en el año 1959, desplazando el funcionamiento de otras centrales que están asociadas a la producción de la energía eléctrica necesaria para la región.

Esta central es construida a once kilómetros aguas abajo del Dique de San Roque y es la más reciente ubicada sobre el curso del Río Suquía, que nace de la unión de varios ríos que llegan de las Sierras Pampeanas del norte de Córdoba en el Valle de Punilla.

Para su funcionamiento fue necesaria la creación de un túnel de unos 3,7 kilómetros de largo, de modo que el agua llegara a un punto de equilibrio, desde donde desciende por gravedad aumentando con ello su presión, gracias a dos grandes tuberías de unos 300 metros de largo; luego esta se subdividen en cuatro entradas donde se encuentran presentes las turbinas francis, que forman su sala central.

Esto permite obtener en cada turbina unos 6 MW/h, que están actualmente suministrando la energía necesaria para la región. Cabe destacar que las anteriores centrales como hemos mencionado, la Bamba y Molet, dejaron de prestar sus servicios, pues las aguas eran empleadas por esta central hidroeléctrica de San Roque; pero de alguna manera fueron sus precursoras.

Uso del Dique de San Roque

El segundo dique construido cuenta con un atractivo centro vacacional en su costa sur, que es visitado durante todo el año por personas que buscan esparcimiento.

Por otro lado, gracia a él se suministra el agua necesaria a la parte norte de la Ciudad de Córdoba, puesto que la parte sur es alimentada por el dique de Los Molinos.

No obstante, este dique enfrentó un problema con la edificación de la Villa Carlos Paz, pues se realizó casi dentro del perímetro del lago y con ello es afectado por inundaciones cuando aumenta el nivel de sus aguas. Como solución para este problema, se requirió que la Cota de espera fuera mantenida a 33 metros en lugar de los 36 que estaban programados inicialmente.

Con ello se evita que el lago supere el nivel de su caudal, para prevenir la inundación de algunas áreas de la Villa Carlos Paz; una ciudad que abarca 26.63 kilómetros y está bastante poblada.

Todo esto al final ha sido un conflicto entre la provincia y el municipio, donde además se pelean la propiedad de los terrenos, ahora libres entre la cota de los 33 y los 36 metros, lo cual sigue sin ser solucionado.

Lago San Roque

Contaminación del Lago San Roque

La contaminación del Lago San Roque es uno de los elementos que ameritan una especial consideración; por un lado para el turismo se encuentran restringidas las actividades de buceo, ya que la visibilidad es nula, aún estando a poca profundidad.

Por otro lado los estudios han demostrado que este embalse está sufriendo un proceso de eutrofización, donde se presenta la acumulación de residuos orgánicos en su fondo, que dan origen a la proliferación de algunos tipos de algas.

Pero también en él se presenta una hipereutrofización, caracterizada por la presencia de algas verdeazuladas, que son cianobacterias capaces de producir ciertas toxinas que pueden envenenar a los animales, o cualquiera que beba estas aguas sin el adecuado tratamiento.

Estas algas crecen por la presencia de nutrientes disueltos en el agua, provistos de nitrógeno, lo que generalmente se debe a que llegan aguas servidas hasta el lago, sin que antes sean sometidas a un proceso adecuado de purificación.

Esto se mantiene por el hecho de que la estratificación de las capas del agua del lago es muy alta y a mayor profundidad, el agua está desprovista de oxígeno, lo que dificulta la subsistencia de los peces.

En consecuencia debido a la eutrofización, el barro del fondo del lago se pudre; siendo necesario emplear mucho tiempo, dinero y esfuerzo para limpiarlo y alcanzar con ello aguas libres de contaminación.

Una de las alternativas para solucionar parte el problema ha sido la instalación de mangueras, que inyectan aire a presión para liberar o mover el aire de las zonas más profundas, con la finalidad de generar burbujas que ascienden y con ello se crea una oxigenación.

Este trabajo es lento, pero con el tiempo parece que está dando buenos resultados, será necesario esperar hasta que se realice una nueva evaluación de la calidad de las aguas del Lago San Roque.

Los residentes en las cercanías del dique, especialmente en el municipio de Villa Carlos Paz, han reconocido que la situación con la presencia de algas y cianobacterias es grave y piden que las autoridades competentes avancen con prontitud en la creación de proyectos encaminados a obras de saneamiento en las localidades de la cuenca, puesto que han evidenciado peces muertos sobre un manto verde en la superficie del lago San Roque.

Las autoridades consideran que el problema también se ha incrementado por el intenso calor experimentado y la falta de vientos, lo que hace que se reduzca la oxigenación de estas aguas.

No obstante, se consideró que las algas por su textura pueden ser retiradas del lago con el uso de camiones atmosféricos, antes de que se tornen azules, pues es el momento en que se convierten en tóxicas y emanan mal olor.

Pero todo el problema en su fondo será solucionado cuando se finalicen las obras de construcción de cloacas para toda la ciudad y que los municipios de la cuenca cuenten con plantas de tratamiento indispensables, puesto que el 70% del agua potable que consumen los habitantes de Córdoba proviene del dique San Roque.

Potabilidad del Agua del Dique

El  agua proveniente del lago San Roque es procesada en la Planta Potabilizadora Suquía; llegando hasta ella de manera cruda desde el canal de fuga de la Usina Hidroeléctrica La Calera, operada por la empresa Provincial de Energía Eléctrica, y también del canal Los Molinos-Córdoba; donde es sometida al proceso de purificación, convirtiéndola en potable.

Luego es transportada para cubrir la demanda del 100% de la ciudad de Córdoba, mediante 4.127 kilómetros de redes que permiten su distribución, contando con unas 22 estaciones elevadoras, para darle una mayor presión y mantener la continuidad de todo el sistema.

La representante de Aguas Cordobesas para las comunicaciones con el público Cristina Barrientos, ha manifestado:

“Queremos llevarle tranquilidad a la población respecto de que toda el agua que llega a los hogares está en perfecto estado de potabilización y que es apta para el consumo humano”

Con todo esto esperamos que los habitantes de las regiones aledañas a la ciudad de Córdoba se sientan más tranquilos, pero es necesario que las medidas para la purificación de las aguas dentro del lago sigan, pues de ello depende la vida de muchas especies animales y vegetales. Además es importante que todos los turistas que visitan el lugar, se sientan seguros durante la realización de las actividades náuticas en el lago.

Finalizamos nuestro recorrido por el Lago y Dique de San Roque, invitando a todos a que lo incluyan dentro de sus rutas turísticas por Argentina. Es impresionante y se comenta que existen dos formas de llegar a él: la conocida y ampliamente empleada a través del Camino de la Cien Curvas, con todo su recorrido zigzagueante o mediante lanchas, realizando a la vez un hermoso paseo lacustre, cualquiera de las dos formas es válida, lo importante es que no pierdan la oportunidad de conocer este hermoso lugar de Córdoba.

Si este artículo le ha sido de utilidad, les invitamos a leer a continuación los siguientes:

(Visited 97 times, 1 visits today)