Río Cruces: Contaminación, y todo lo que necesita saber

El río cruces fluye a través (o cerca) de las ciudades de Loncoche, Lanco y Mariquina. Algunos de los humedales en el flujo inferior del río se encuentran dentro del Santuario de Naturaleza Carlos Anwandter, un área protegida que se encuentra en el río desde Punucapa en el sur hasta el Fuerte de San Luis de Alba en el norte.

cauce del rio cruces

Historia del río Cruces

Desde la época prehispánica, el río Cruces ha sido utilizado por los indios para transportar alimentos para el comercio. En sus inicios, la ciudad de Valdivia recibía verduras de las aldeas a través del río Cruces (ver artículo: Río Arrecifes).

Tambien Te Recomiendo Ver...

riviera del rio cruces

Antes de que Valdivia se aislara del resto del Imperio español debido a la Guerra de Arauco, su ruta terrestre principal (Camino Real en español) a Concepción se dibujó siguiendo el río Cruces. El río es el hogar de miles de aves que viven en sus humedales (ver artículo: Río Corrientes).

Los humedales se crearon cuando el suelo que rodeaba el río se hundió durante el Gran Terremoto chileno. En los humedales se localiza el ave más conocida del lugar que es el cisne de cuello negro. En 2004 una fábrica de celulosa CELCO se abrió cerca de San José de la Mariquina, y comenzó a contaminar los humedales del río.

Ubicación del río Cruces

El río Cruces es un río cerca de Valdivia, Chile. El río Cruces se origina en las colinas cercanas al volcán Villarica y luego fluye en dirección sudoeste. La parte sur y final del río sigue la cordillera costera de Valdivia. En la latitud de Valdivia es atravesado por el Puente de río Cruces cerca de su desembocadura en el río Valdivia. El pequeño pueblo de Punucapa es el principal centro de turismo en el río Cruces.

mapa del rio cruces

Mapa del río Cruces

Es un humedal protegido en el río Cruces a unos 15 km (9 millas) al norte de Valdivia, Chile. El santuario lleva el nombre del político alemán Carlos Anwandter, que se estableció en Valdivia durante la década de 1850. Los humedales del santuario están habitados por muchas especies de aves, incluidos los cisnes de cuello negro (ver artículo: Río Itata).

Tambien Te Recomiendo Ver...

mapa del rio cruces

Tambien Te Recomiendo Ver...

Contaminación del río Cruces

Chile es probablemente mejor conocido por sus volcanes, terremotos y los formidables picos de los Andes, pero como un país que abarca 4.300 km (2.670 millas) de arriba a abajo, también cuenta con una gran variedad de aves. Y, hasta hace poco, era el hogar de lo que se pensaba que era la mayor población de cisnes de cuello negro (Cygnus melancoryphus) en América del Sur.

contaminacion del rio cruces

No hace mucho tiempo, estos cisnes, así como otras 100 especies de aves raras o vulnerables, podían verse anidando en el Santuario de Naturaleza Carlos Anwandter en Valdivia, un sitio Ramsar que cubre 12,000 acres en el sur de Chile. Pero en 2004 los cisnes comenzaron a morir (ver artículo: Río Laja).

Cuando el Programa Global de Toxicidad del Fondo Mundial para la Naturaleza visitó en 2005, encontraron solo cuatro cisnes en el santuario de lo que se estimaba que habían sido 4.000 anteriormente. ¿Qué lo causó? Las autopsias en las aves revelaron altos niveles de hierro y metales pesados. Más tarde, el público descubrió que una fábrica de celulosa recién inaugurada.

Ecologistas y personas de la universidad UACh en Valdivia acusaron a la empresa forestal CELCO de contaminar el río. La fábrica de celulosa se vio obligada a cerrarse mientras se investigaba el caso. Incluso en 2006, el tribunal latinoamericano del agua recomendó cerrar el ingenio.

cisnes en el rio cruces

La empresa propiedad de CELCO, uno de los mayores conglomerados de madera de Chile (parte de Celulosa Arauco Constitución), había estado vertiendo dioxinas y metales pesados ​​en el río Cruces una práctica ilegal a través de un sistema que tenía y no había sido aprobado por las autoridades. El mismo río alimenta el Santuario de Naturaleza Carlos Anwandter.

El hecho que comenzó comenzó en 2004, con los hallazgos de cisnes muertos en un río considerado como un santuario natural, donde Celco, una planta de celulosa de Forestal Arauco, la más grande de América Latina, descargó desechos.

El conocimiento público del hecho inició un conflicto que cuestionó el modelo de desarrollo económico. Además, puso en peligro el interés político y la presión de una ciudadanía con poder sobre sus derechos.

El caso parece haber concluido en enero de 2014, cuando el sector forestal estuvo de acuerdo con su denunciante, el Consejo de Defensa del Estado de Chile, acerca de los montos de la multa y las condiciones de las acciones reparatorias que el tribunal exigió cuando lo declaró culpable en julio de 2013.

Dejame Tu Comentario